top of page

Productos que tienes en tu casa y no sabías que hacen daño a tu salud


¿HAS REVISADO LAS ETIQUETAS DE LOS PRODUCTOS QUE COMPRAS PARA TU CASA? Muchas veces compramos artículos de limpieza, de cocina o para el hogar en general sin fijarnos realmente que estamos comprando, y por más que un artículo sea muy funcional, la mala noticia es que muchos de ellos son muy dañinos para la salud y para el ambiente, por lo que estaríamos poniendo en riesgo a nuestra familia si seguimos utilizando este tipo de productos en casa.


Es por eso que el día de hoy les vamos a hablar de un compuesto químico que está presente en muchos artículos que tenemos en el hogar y que muy probablemente no sabías que son dañinos: los compuestos fluororgánicos. ¿Qué son los compuestos fluororgánicos y por qué son dañinos? Son un grupo de moléculas que tienen flúor además de moléculas orgánicas (carbón, hidrógeno, oxigeno, etc), que incluyen Teflon, PFOA (ácido perfluorooctanóico), PFOS (ácido perfluorooctanosulfónico) genX, fluorocarbonos, hidrofluorocarbonos, entre otras y que son ampliamente utilizados en aplicaciones domesticas e industriales como:

  • Revestimientos resistentes a las manchas, al agua y al aceite para tejidos y alfombras.

  • Recubrimientos resistentes al aceite para productos de papel. (hojas de galletas, papel alimenticio, envases de comida rápida, etc.)

  • Cazuelas y sartenes.

  • Aceites.

Estos químicos se descubrieron en 1930, y gracias a la fuerza interatómica de estos compuestos los hacen tener propiedades especiales, el problema radica en que son químicos bioacomulativos, esto quiere decir que son muy persistentes en el ambiente y en el cuerpo humano (no se degradan con el tiempo). Lo peor de todo es que existe evidencia científica de que los PFAS tienen efectos dañinos en la salud y en el ambiente, pues está comprobado que la exposición a estos químicos expone a serios problemas de salud como:

  • Problemas de reproducción: existe evidencia de que aumenta la pre-eclampsia en las mujeres embarazadas, así como también afecta la fertilidad en los hombres.

  • Cáncer: La evidencia demuestra que los PFOA causa tumores hepáticos, pancreáticos, testiculares y de glándulas mamarias. Mientas que los PFOS causan cáncer de hígado y tiroides.

  • Aumento de enfermedades: causa alta en colesterol, enfermedad de tiroides, daño renal, daño hepático y muchas enfermedades posibles más.

Pero ¿cuáles son los productos que debemos revisar que no tengan estás sustancias? Repelentes de manchas, utensilios de cocina, champús, empaques de comida rápida, pinturas, pesticidas, extintores de fuego, procesos de fotografía, entre otros. ¿Qué podemos hacer para darnos cuenta? Es muy importante revisar en las etiquetas de los productos, por lo que si tiene ingredientes como: PFO, PFA, HFC, o perflúoro es un indicador de que ese producto tiene este tipo de químicos dañinos. Así también podemos identificarlo con productos que tienen en su etiqueta recomendaciones como no inhalarlo, que pueden provocar mareos, irritación, entre otras cosas. La mayoría de los repelentes de agua usan un recubrimiento hecho con perfluorocarbonos, pero en NANTO tenemos la visión de traer la nanotecnología sin dañar al medio ambiente ni a la salud. Es por eso que NANTO tiene una fórmula orgánica libre de flúor, así evitando químicos bioacumulativos o bioreactivos. Así que ya sabes, la próxima vez que compres este tipo de productos fíjate en la etiqueta para que así no lleves artículos a tu casa que puedan dañar la salud de las personas que quieres.



Fuentes:

120 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page